Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Febrero > Palabras del Presidente Juan Manuel Santos al iniciar el Consejo Regional de Ministros, Eje Cafetero-Antioquia.

 Sistema Informativo del Gobierno

SIG

 

 Palabras del Presidente Juan Manuel Santos al iniciar el Consejo Regional de Ministros, Eje Cafetero-Antioquia.

 ​Dosquebradas, Risaralda, 21 feb (SIG).

Haremos un breve resumen de los acontecimientos de la semana desde el punto de vista del Gobierno. Y luego entraremos en materia sobre el tema de este Consejo de Ministros.

Esta semana se han presentado hechos muy importantes.

Por pura coincidencia, pero es una coincidencia muy feliz. La primera cita que yo tuve esta semana fue con el Ministro de Relaciones Exteriores de Alemania, el Ministro (Frank-Walter) Steinmeier que es el segundo político más importante después de la Canciller (Ángela) Merkel que vino a Colombia por primera vez.

Y vino con un mensaje específico: ‘Vengo a decirle que Alemania está comprometida con Colombia, queremos ayudar en todo lo que ustedes necesiten, en todos los sectores en donde nosotros podemos contribuir, pero muy especialmente ayudarles a lograr la paz, a terminar el conflicto y luego el posconflicto’.

Esa fue la primera cita.

Y ayer tuvimos una noticia muy importante. El Gobierno de los Estados Unidos, el Presidente Barack Obama a través de su Secretario de Estado, dio una rueda de prensa y anunció el nombramiento de un enviando especial. Esa es una figura que utiliza Estados Unidos en muy pocas ocasiones, y es una señal importantísima a través de la cual ellos quieren darle importancia a un tema específico o a un objetivo específico, y escogieron el proceso de paz en Colombia.

Nombraron a un enviado especial de una altísima categoría, el señor Bernie Aronson. Yo lo conozco personalmente hace mucho tiempo, fue Subsecretario para Asuntos Latinoamericanos hace ya un tiempo.

Tuvo experiencia en negociaciones de paz, porque participo directamente en la negociación de paz en el Salvador. Es un muy reconocido hombre empresarial y con un gran respeto en el Congreso norteamericano. O sea que escogieron una persona de lujo para este papel.

Porque digo que es una feliz coincidencia, porque ahí lo hechos lo demuestran. En una semana el país más poderoso de Europa: Alemania y Estados Unidos hacen una acción, un gesto muy concreto y muy contundente de apoyo, de interés al proceso de paz colombiano.

Esto me parece que es muy importante de resaltar. Y contrasta con los que han querido desprestigiar el proceso.

Lo que aquí estamos viendo es que el proceso cada vez genera más confianza por la forma sería, por la forma prudente, pero también efectiva como se ha venido adelantando este proceso que comienza –como lo he dicho varias veces- su etapa final que es la más difícil y la más compleja.

En la semana también hicimos un acto muy importante. Firmamos la Ley Estatutaria de Salud. Esa ley es una ley que cambia la historia de la salud, antes y después de la firma de esa ley convierte el derecho a la salud como un derecho fundamental, y eso cambia totalmente la concepción de para qué es la salud y cómo se presta el servicio de salud.

Ya todos nosotros, todos los colombianos vamos a dejar de ser unos simples clientes de un negocio y nos convertimos en pacientes de un servicio. Y el cambio es muy importante porque eso significa –por ejemplo- que las salas de urgencia ya no van a poder decirle a un paciente que llega ‘bueno no lo puedo atender, porque su EPS no lo tiene registrado, o tal vez por tal o cual motivo’ como muchas excusas que se presentan en tantos casos, eso ya no va a ser posible.

A los pacientes que lleguen con una urgencia a los hospitales los atienden porque los atienden, no hay ninguna excusa para no atenderlos.

Y de ahí para adelante, pues el hecho de ser un derecho fundamental, la primera vez que se reglamenta un derecho fundamental después de la Constitución del 91, una Constitución muy garantista, donde la protección de los derechos es –por así decirlo- su columna vertebral.

Y este derecho a la salud se convirtió ya a través de este Ley Estatutaria en algo práctico.

Por otro lado firmamos el decreto que a través del cual se reparten los recursos para la rama judicial.

Yo quiero hacer énfasis en que los recursos que le hemos dado a la Rama Judicial. Yo creo que Ministro y doctor Néstor Humberto nunca antes se había dado tanto dinero a la Rama Judicial, 2.3 billones de pesos, hemos hecho unos esfuerzos enormes desde el punto de vista presupuestal para darle los recursos y por eso también hacemos votos para que esos recursos se inviertan de la mejor manera posible.

Hicimos una serie de comentarios en la firma de ese decreto sobre el Consejo Superior de la Judicatura sobre su Sala Administrativa, porque es la gobernanza, la gerencia de la Rama Judicial, la que va a ser responsable de que esos recursos efectivamente se puedan traducir en un mejor servicio, que ese es otro derecho que tienen los colombianos el derecho a la justicia.

Eso creo que es algo que también hay que resaltar.

Esta semana tuvimos dos visitas adicionales muy importantes. Vino una enviada especial del señor Secretario General de Naciones Unidas acompañada de la Secretaria General de la Cepal, la Cepal es la Comisión Económica para América Latina.

Una entidad muy conocida con gran prestigio, por un lado para asistir a la firma de una decisión de un decreto que crea una comisión interinstitucional del Gobierno para poder coordinar y gerenciar el cumplimiento de los nuevos objetivos del milenio que ahora se llaman los objetivos hacia el año, 35 objetivos de desarrollo sostenible.

Ese concepto de objetivos de desarrollo sostenible fue una idea colombiana, fue una iniciativa colombiana que fue la única que salió adelante en la famosa cumbre de Rio. Que la acogió el mundo.

Y desde ese momento se han venido identificando ya los objetivos concretos, con qué se va a comprometer el mundo en los próximos años porque este año 2015 termina el compromiso que se hizo en el año 2000 sobre los objetivos del milenio.

Ahora comienzan unos nuevos objetivos con un enfoque diferente. Ya no son los países del norte diciéndole a los países del sur: usted tiene que cumplir esos objetivos y punto.

Sino que aquí todos tenemos que hacer un esfuerzo, los del norte y los del sur. Sobre todo, y por eso la palabra sostenible, sobre todo teniendo en cuenta el medio ambiente que si lo seguimos trabajando no va a quedar mundo para poder tener objetivos de desarrollo.

Y Colombia se constituye en el primer país del mundo en convertir en ley, a través del plan de desarrollo, el cumplimiento por los menos en los próximos cuatro años, de esos objetivos del desarrollo sostenible.

Y fue muy grato ver el muy buen impacto que ha tenido este hecho ante la comunidad internacional, ante las propias naciones unidas.

Y esto viene acompañado con las manifestaciones que hizo la secretaria general de la Cepal al frente a la economía colombiana.

Vino a decirnos palabras más palabras menos: ustedes tienen una de las comunidades más sólidas, han hecho las cosas bien.

En materia de empleo, ahí lo dijo, reducción del desempleo casi en el 15 por ciento lo tienen cerca al 9 por ciento.

A lo cual yo le respondí: le agradezco muchísimo ese reconocimiento, nos falta todavía muchísimo camino por recorrer.

Nos dijo la doctora (…) que maravilla ustedes son el país que en términos relativos ha bajado más la pobreza y la pobreza extrema y han creado más empleo.

Le dije también que muchas gracias por el reconocimiento pero que todavía nos faltan muchos pobres por sacar de la pobreza y muchos pobres extremos por sacar de la pobreza extrema.

Todavía nos queda mucho camino por recorres, pero lo importante, lo que queremos resaltar es que el camino que hemos tomado está dando resultados ya muy concretos reconocidos por estas entidades que son totalmente objetivas en sus análisis y que bueno que vengan aquí a ayudarnos a continuar ese camino correcto.

Por otro lado asistimos a una, yo lo llame graduación, de Bancóldex.

Bancóldex se creó, me tocó a mí crearlo como primer Ministro de Comercio Exterior hace 24 años como un banco de comercio exterior, se creó como un banco de comercio exterior, 24 años después lo estamos convirtiendo en un banco de desarrollo, un banco de desarrollo sobre todo dirigido a ayudarles a los empresarios a crecer.

El crecimiento empresarial que es donde vamos a darle mucho énfasis en la política económica. Con la baja de los precios del petróleo lo que queremos es aprovechar la crisis, aprovechar la crisis así como lo oyen.

Aprovecharla en qué sentido, en hacer un esfuerzo para diversificar más nuestro aparato productivo.

El petróleo y la minera en los últimos años fueron ganando espacio frente al resto del sector productivo porque crecieron a unas tasas muy altas, se creció la producción de petróleo, hicimos un inmenso esfuerzo.

Estos últimos cuatro meses, por ejemplo, hemos mantenido la producción de petróleo por encima del millón de barriles. Pero bajo el precio y eso nos pone en dificultades pero aprovechemos la crisis y fortalezcamos cada vez más los demás sectores productivos.

Y ese es un gran reto que tenemos con la Ministra Cecilia y con todas las instituciones que tienen que ver con el crecimiento productivo, con el crecimiento industrial.

No es que, como algunos dicen, que se haya disminuido la base industrial del país. Sino que en términos relativos creció más el petróleo y la minería y entonces en términos relativos se fue disminuyendo. Pero la base continua siendo expansiva.

Lo que tenemos que hacer es fortalecerla y expandirla aún más y ese es el convertir Bancóldex en un banco de desarrollo pues tiene eso como objetivo.

Que viene de la mano de otro acontecimiento muy importante al que asistimos que fue la macro rueda número 55 eso sucedió en Bogotá viernes y sábado y es impresionante la cantidad de gente que está llegando del exterior a comprar productos colombianos.

Y la cantidad de negocios que se están haciendo en esas macro ruedas. Teníamos para el primer día una expectativa de unos 50 millones de dólares en negocios y me dice la ministra Cecilia que sobre pasaron los 170.

Teníamos expectativas de 50, hicieron negocios los productores colombianos, llegaron productores de todas partes de aquí del Eje Cafetero de Antioquia de todas partes hicieron negocios el primer día por más de 170 millones de dólares.

Eso es una buena noticia también que dice cómo estamos atrayendo inversionistas y compradores de nuestros productos porque la importancia de eso es que eso se traduce en empleo que es el objetivo final de todo este esfuerzo.

El empleo, un empleo digno, un empleo bien remunerado, un empleo formal, de eso se trata una buena política económica.

También asistimos al cumpleaños en Villa Rica en Cauca, el cuarto cumpleaños del programa Cero a Siempre de primera infancia.

Un programa de esos que yo llamo de corazón, uno de los programas más bonitos que en cierta forma simboliza mucho lo que queremos hacer en este país: equidad, queremos que todos los niños de Colombia tengan un cuidado digno durante su etapa de mayor importancia para la educación que es desde que nacen hasta que llegan al colegio a los cinco años.

Que todos tengan una buena alimentación un buen cuidado, amor. Estos niños necesitan amor en esa etapa para que lleguen al colegio bien preparados porque en esa etapa es cuando comienzan a aprender a aprender.

Y por eso es tan importante cuidarlos en ese momento. Ya llevamos más de un millón de niños en el programa de Cero a Siempre y lo que queremos es que ningún niño se vaya a quedar sin ese tipo de programas.

Y ese mismo día estuvimos en el Sena. Un centro que inauguramos, un centro de diseño tecnológico industrial maravilloso con la última tecnología en la mitad de Aguablanca allá en el municipio en el Valle del Cauca, en Cali.

Aguablanca es, tal vez, el sitio más deprimido o más difícil que tiene todo Cali. En la mitad pusimos un gran centro que no tiene que envidiarle a ningún centro, no en Colombia en cualquier parte del mundo.

Y fuimos y vimos los laboratorios y cómo ya todas estas muchachas y muchachos están preparando para salir al mercado laboral con las mejores capacidades posibles porque estamos acreditando cada vez más las diferentes modalidades de capacitación para que salgan con la experiencia más alta, con la calidad más alta para que garantizarles un empleo.

Ya llevamos, doctor Alfonso Prada (Director del Sena), tres de cada cuatro graduados del Sena, tres de cada cuatro que consiguen empleo.

Yo le decía que hiciéramos un esfuerzo para que fueran cuatro de cuatro para que el Sena que es una fábrica de empleo, así la considero yo también porque estamos capacitando la gente.

Y finalmente otro hecho que creo que es importante de resaltar, un evento que fue conmovedor y es el decreto que reglamenta la ley de víctimas en materia de desaparición forzada.

Si queremos reconciliarnos, si queremos cerrar  las heridas, tenemos que hacer un gran esfuerzo para que esos miles de miles de colombianos que lo único que quieren es saber qué pasó con sus seres queridos, dónde están, si murieron dónde están enterrados, quieren hacerles un entierro digno, es lo único que están pidiendo.

Cuando uno escucha tantas víctimas que le dicen: Presidente yo no pido nada, nada diferente a que me digan dónde está mi hija, o dónde está mi papá, por qué lo mataron, pero dónde está.

Esa incertidumbre de una persona que se le llevaron un hijo o un esposo o un padre y que todavía no sabe qué pasó con él, esa incertidumbre que desgarra a cualquier persona y la va destruyendo.

Por eso vamos a hacer un inmenso esfuerzo en comenzar todo un ejercicio con la mejor tecnología, los laboratorios de genética de ADN para ver si a esas, más o menos 150 mil víctimas de personas desaparecidas podemos devolverles ese grado de tranquilidad de saber qué pasó con sus seres queridos.

Ahí, escuchando a algunas de las víctimas la verdad que fue muy desgarrador pero al mismo tiempo qué importante durante este proceso de reconciliación es está labor de encontrar a los desaparecidos.

De manera que eso en términos muy breves fueron los principales acontecimientos de esta semana y damos entonces paso al Consejo de Ministros que hoy nos reúne.

Consejo Regional de Ministros

Este es, como decía el cuarto encuentro regional. Estamos en el Eje Cafetero junto con Antioquia, son actores claves del desarrollo económico. Aquí convive la economía tradicional con sectores muy modernos en cultivos de café, por ejemplo, aquí me dieron, esta es una pieza –general Palomino) de Black Hawk.

Esta es una pieza general Palomino de Black Hawk, están  produciendo por aquí en Dosquebradas, entonces qué bueno, uno ve los cafetales y ve fábricas de piezas de Black Hawk.

Y eso lo puede ver uno en todo el país, pero es que aquí en el Eje Cafetero y en Antioquia como que nace espontáneo, natural. Aquí son emprendedores natos.

Aquí hay una industria de turismo, querida Gobernadora del Quindío, allá cuantos turistas no van a deleitarse simplemente del clima y de la belleza del Quindío con marroquinería, con textiles.

Mire, aquí hay una economía pujante.

Estos cuatro departamentos están entre los primeros ocho primeros puestos del escalafón de la competitividad, según, precisamente la Cepal.

Uno de cada cinco profesionales con que cuenta el país habita en esta región.

Y desde acá estamos volviendo posible y sobre todo esta región, tal vez es la que más está avanzando en el propósito de ser el país mejor educado de América Latina para el año 2025.

El Gobernador de Antioquia, (Sergio Fajardo), yo le robé, con el permiso de él el nombre de Antioquia la más educada, pues Colombia también la más educada, porque qué bueno que estemos todos metidos en esa buena onda de la educación, y ahí saltó el gobernador de Cundinamarca, (Álvaro Cruz) ‘yo tuve mejores calificaciones que Antioquia’, ese tipo de celos son positivos, es decir, esa competencia sana me parece muy positiva.

El capital humano de esta región es excepcional, sumado a las inversiones en conectividad, al emprendimiento, a la formación para el trabajo, ha permitido el desarrollo de importantes clúster de tecnología. Aquí se está desarrollando el clúster de tecnología de la información y de servicios.

Manizales es una ciudad que ha hecho un esfuerzo especial, pero toda esta región.

Hoy hay negocios modernos basados en las tecnologías: Call Center  por todos lados, por ejemplo: Teleantioquia y Telecafé están asociados con Fox, para hacer producciones de televisión.

O sea, el Eje Cafetero y Antioquia aquí la innovación.

Medellín fue la ciudad más innovadora del mundo según New York Time. Aquí la innovación y capital humano son de talla mundial. Y eso es lo que tenemos que canalizar para convertir eso en desarrollo, no en crecimiento, en desarrollo. El desarrollo quiere decir: equidad y empleo.

Con el Gobierno, el Eje Cafetero le apostó a la renovación de sus cafetales.

El Eje Cafetero, como su nombre lo indica, y Antioquia es el primer productor de café, y logramos pasar en la producción nacional, íbamos para menos de siete millones de sacos cuando yo llegué al gobierno en el 2010.

Íbamos de capa caída, hicimos un esfuerzo para reversar eso, renovamos los cafetales, pues no podemos seguir perdiendo participación en el mercado mundial, y cuatro años más tarde podemos decir que no solamente lo reversamos, detuvimos ese deterioro, sino que aumentamos y estamos produciendo 12 millones de sacos de café que están alimentando la economía, porque gracias a los precios internacionales se han mantenido el último año, a un nivel, eso ha alimentado mucho la economía.

Las obras de infraestructura que se están haciendo en esta región no tienen precedente. Son inversiones a las cuales me voy a referir un poco más adelante.

Y con todo este esfuerzo que estamos haciendo pues creo que los gobernadores podrán dar fe. Pero creo que hemos cumplido con creces con el Eje Cafetero y con Antioquia.

La seguridad en la región. Sé que hay en todo Colombia inquietudes, pues la seguridad, la seguridad ciudadana sobre todo. Ahí también hemos hecho unos grandes esfuerzos.

El general Rodríguez, el general Palomino harán referencia sobre eso más adelante.

Hemos en esta región bajado muchísimo el índice de homicidios, de hurtos, de otros crímenes que se han disminuido.

Quiero que los gobernadores me digan si la parte de la extorsión también ha disminuido. Es muy importante esa parte de la extorsión donde vamos a hacer un gran esfuerzo.

Pero como ustedes saben, terminar el conflicto es lo que más no va a ayudar a darle seguridad a los colombianos. ¿Por qué?  Porque todo esa energía y ese capital humano que tiene por ejemplo el general Rodríguez, como Comandante de las Fuerzas Militares, terminado el conflicto lo podrá redireccionar hacia otras formas para darle seguridad al ciudadano de a pie en las ciudades y en el campo.

Por eso hay que meterse en la cabeza ese aspecto que desde ya estamos planeando. Fuerzas Militares y Policía, si termina el conflicto qué papel van a jugar, entre otras, para garantizarle más seguridad a los colombianos. Ese es un gran reto y es un compromiso que tenemos que cumplir.

Y aquí estamos trabajando en sociedad: Gobierno Nacional, las entidades territoriales para promover ese país que ustedes me han escuchado que quiero hacer realidad: un país en paz, un país con equidad y un país con mejor educación.

Aquí en el Eje Cafetero hemos hecho unas inversiones muy cuantiosas. Invertimos en los últimos cuatro años cerca de 39 billones, 39 billones de pesos. De los cuales del presupuesto de la Nación fueron más de 18.

Esa es una cifra sin precedentes.

Se triplicaron las regalías. Las regalías eran de cerca de 770 mil, hoy hay más de 2.5 billones de regalías.

Son más de 845 proyectos aprobados, proyectos de todo tipo. Por ejemplo, para darles un ejemplo del tipo de proyectos.

Un proyecto de producción de cafés especiales que beneficia a cerca de 4 mil 500 productores antioqueños que ha tenido un gran éxito.

Otro proyecto: el mejoramiento de 814 kilómetros de vías en Risaralda. Eso es como ir de Dosquebradas a Cartagena. Ese es el número de vías que hemos recuperado aquí en Risaralda.

Dentro de los logros más importantes de los últimos cuatro años están, por supuesto: las Autopistas para la Prosperidad que conectan a Antioquia, Caldas, Risaralda y Santander. Y que van a reducir el tiempo de viaje, como se ha dicho, por ejemplo, entre Medellín y Cali, de 15 a 7 o 8 horas. O de Medellín a Cartagena, de 24 a 18 horas. O de Medellín a Urabá, gobernador de Antioquia, que este es uno de sus sueños, en lugar de 10 horas a 4 horas.

Son cuatro concesiones que ya están en ejecución, que suman más de mil 200 kilómetros y eso es como ir cinco veces de Medellín a Manizales.

O está el desarrollo vial del Oriente de Medellín. Está la Transversal de las Américas, 714 kilómetros; 54 de ellas de dobles calzadas. O está Armenia, Pereira, Manizales, 202 kilómetros, 64 de dobles calzadas. O está Pereira, La Victoria, doble calzada de 54 kilómetros y 46 kilómetros, señor gobernador Botero, rehabilitados.

Seis proyectos de 4G ya adjudicados hacia el futuro que suman mil 400 kilómetros, incluyendo: 344 puentes, 11 túneles, cuatro viaductos.

(Ministra de Transporte…)

...