Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Julio > Palabras del Presidente Juan Manuel Santos en la entrega del Pabellón Nacional al equipo de Colombia a las Fuerzas Comando Guatemala 2015

 Sistema Informativo de Gobierno

SIG

 

 Palabras del Presidente Juan Manuel Santos en la entrega del Pabellón Nacional al equipo de Colombia a las Fuerzas Comando Guatemala 2015

 Bogotá, 7 jul (SIG).

El país tiene eventos que sigue con mucho entusiasmo, con mucho interés, porque son eventos que en cierta forma simbolizan lo que somos los colombianos, lo que podemos hacer. Nuestro talante, nuestras capacidades, nuestra forma de actuar. Son eventos de diversa índole.

Por supuesto, están los eventos deportivos. La Copa América, donde por un golecito, allá estaríamos nosotros celebrando. Porque fíjense que nos quedó muy poquito en ese partido contra Argentina para haber logrado llegar mucho más lejos. Pero tenemos un gran Selección.

Están las Olimpiadas. En las pasadas logramos los éxitos más grandes que hemos tenido en la historia en las Olimpiadas, de la participación de Colombia en las Olimpiadas. Estamos en este momento participando en los Juegos Panamericanos.

En fin, son muchos los eventos, también de índole cultural, de índole intelectual, educativo, en donde Colombia está llevando su buen nombre y representando el país.

Pero hay uno, que para mí es especialmente importante, que yo lo he seguido por haber sido Ministro de Defensa, por haber sido parte de estas Fuerzas Armadas de Colombia –a mucho honor–.

Entonces yo las sigo con especial interés, porque además tiene un simbolismo especial, que son esta especie de Olimpiadas o de competencias de las Fuerzas Comando.

¿Qué son esas Olimpiadas, esas competencias?

Las Fuerzas Élite, las Fuerzas Comando de los países de América compiten todos los años en unas pruebas muy duras, sobre quienes son las fuerzas mejor capacitadas, mejor preparadas, mejor entrenadas.

Y para eso –y eso lo sé, porque lo he visto, lo he vivido–, se requiere de una gran habilidad.

Tener unas buenas Fuerzas Élite, unas buenas Fuerzas Comando, eso no se hace de la noche a la mañana. Eso Requiere perseverancia, requiere disciplina, requiere dedicación y requiere de un gran capital humano.

Y afortunadamente eso es lo que tenemos en nuestras Fuerzas Armadas.

Por eso esas competencias se han convertido para mí y para muchos colombianos, sobre todo, para los miembros de nuestras Fuerzas en unas competencias especialmente importantes y afortunadamente podemos decir que ahí Colombia se ha lucido y en qué forma.

Llevamos once de estas competencias, hace once años comenzaron este tipo de olimpiadas. De esas once, seis hemos ganado los colombianos. Seis de once. O sea, más de la mitad.

Compitiendo con Estados Unidos, con Canadá, con Brasil, con Argentina, con todos los países de América.

Qué bueno que sea así. Y eso nuevamente demuestra la calidad de nuestra gente, la calidad de nuestras Fuerzas Armadas.

Por eso yo digo con mucho orgullo que hemos, poco a poco, ido construyendo las mejores Fuerzas que hemos tenido en nuestra historia. En materia de equipos, en materia de capacitación, en materia de la forma de dar resultados.

Y esta es una prueba. Las Fuerzas Elite, las Fuerzas Comando, son las que hacen los trabajaos más difíciles y los trabajos más arriesgados. Y tener, por así decirlo, la medalla de oro en esas Fuerzas, es un gran motivo de orgullo.

Por eso ustedes que van a representar nuevamente a Colombia en estas competencias pues tienen una gran responsabilidad de regresar nuevamente con esa medalla de oro de la cual todos nos sentimos orgullosos. Ya lo han hecho en seis oportunidades.

Esta vez se va a realizar en Guatemala. Yo sé que los guatemaltecos son duros, son de los que más compiten y van a estar en su casa. Pero confiamos que nuevamente nuestras Fuerzas Comando podamos tener esa satisfacción de decir: seguimos siendo los mejores.

Yo les agradezco porque ustedes lo que hacen se multiplica. Este triunfo de ustedes es un triunfo que todos los miembros de nuestras Fuerzas Armadas lo asimilan como de ellos.

Cada vez que ustedes suben al podio y les entregan ese galardón, todas las Fuerzas se sienten ganadoras. Y por consiguiente, cuando las Fuerzas se sienten ganadoras, todo el país se siente ganador.

De manera que esa es la importancia de lo que ustedes van a hacer ahora en estas competencias. Por eso, qué bueno haberles podido entregar el pabellón.

Decirles, a competir con todo ese entusiasmo, con toda esa disciplina, con todo ese entrenamiento que han venido adquiriendo en estos últimos tiempos y a seguir dejando muy en alto el nombre de nuestro país.

A partir del momento en que reciben este pabellón, ustedes son embajadores por excelencia de nuestra Patria en esas competencias.

Y por eso usando el símil del arma a la cual yo pertenecí, les deseo buen viento y buena mar.

Muchas gracias.