Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Julio > Conpes aprueba recursos para Túnel del Toyo y la Autopista Neiva – Girardot, informó Presidente Santos

 Sistema Informativo del Gobierno

SIG

 

 Conpes aprueba recursos para Túnel del Toyo y la Autopista Neiva – Girardot, informó Presidente Santos

Con el fin de asegurar los aportes de la Nación que se requieren para las obras del corredor vial Santa Fe de Antioquia–Cañasgordas, vital para la conectividad entre Medellín y el Urabá, el Consejo Nacional de Política Económica y Social declaró este proyecto como de  importancia estratégica.

 Medellín, 11 jul (SIG).

Teniendo en cuenta que la Asociación Publico Privada (APP) para la vía Girardot–Neiva puede requerir un plazo mayor a los 30 años para alcanzar su cierre financiero, el Consejo Nacional de Política Económica y Social (Conpes) dio su concepto favorable para que este proyecto tenga un plazo hasta de 36 años.

Así lo informó el Presidente Juan Manuel Santos, durante la apertura del Consejo de Ministros, que se realiza este sábado en Medellín.

“Acabamos de aprobar aquí en este Consejo de Ministros, que antes estaba en el Conpes, una APP privada entre Neiva y Girardot, por un costo de 780 mil millones de pesos, y se aprobó la contribución del Gobierno Nacional al Túnel de El Toyo, que ahora se llamará ‘Túnel Guillermo Gaviria’, en honor a este gran señor antioqueño que tanto empeño le puso y que viene de la región donde se beneficia con este túnel”, dijo el Mandatario.

Vía Neiva – Girardot

La obra de la vía Girardot – Neiva (que se adelantará en su totalidad con recursos del sector privado por 1,23 billones de pesos), incluye los 193 kilómetros del actual trayecto, 63 kilómetros de doble calzada, 18 kilómetros de mejoramiento, 3,5 kilómetros de vía nueva y el mantenimiento del  corredor que, a su vez, permite la conexión de la capital del Huila con el departamento del Putumayo, cerca de la frontera con el Ecuador.

Se calcula que las diferentes intervenciones sobre la vía beneficiarán a 10 municipios de Cundinamarca, Tolima y el Huila, en los que se ubican cerca de 15.750 viviendas y amplias áreas con potencial turístico y agroindustrial.

La concesión, a 30 años, prevé un periodo de cinco años de construcción y 25 de mantenimiento y operación de todo el corredor.

Sin embargo, como existe la posibilidad de que se materialicen los riesgos a cargo del Estado en la vida del proyecto, el Conpes dio su visto bueno para que la obra tenga un tiempo total de 36 años, en caso de que se requiera tiempo adicional para compensar al contratista.

Corredor Santa Fe de Antioquia – Cañas Gordas y Túnel del Toyo

El Conpes también analizó las inversiones de obra pública para el Túnel del Toyo, que se llamará ‘Guillermo Gaviria Echeverry’, así como para el corredor Santa Fe de Antioquia – Cañas Gordas.

Con el fin de asegurar los aportes de la Nación que se requieren para las obras del corredor vial Santa Fe de Antioquia–Cañasgordas, vital para la conectividad entre Medellín y el Urabá, el Consejo Nacional de Política Económica y Social declaró este proyecto como de  importancia estratégica.

La obra, de 39,5 kilómetros, permitirá la articulación entre las Autopistas al Mar 1 y 2 e incluye una calzada sencilla de 20,7 kilómetros, 18 túneles que suman 15,7 kilómetros, incluido el del Toyo de 9,7 kilómetros, y 33 puentes con una extensión que alcanza 3,1 kilómetros.

La construcción de este nuevo corredor cuesta 1,8 billones de pesos, y se financiará con vigencias futuras de la Nación por 560 mil millones de pesos, de la  Gobernación de Antioquia por 795.132 millones de pesos y del municipio de Medellín por 530.088 millones de pesos.

Para la ejecución de las obras se tienen previstos dos tramos. El primero, a cargo del departamento de Antioquia, tendrá una extensión de 18,3 kilómetros, partiendo de Cañasgordas, e incluye la ejecución de ocho túneles, incluyendo El Toyo, 15 puentes y 4, 96 kilómetros de vía a cielo a cielo abierto.

Los aportes de la Nación, a través del Invías,  se destinarán para la ejecución del Tramo 2 que parte de Santa Fe de Antioquia con una longitud de 21 kilómetros, conformados por 3,6 kilómetros de túneles, incluido el del Tonusco de 1,3 kilómetros; y 15,9 kilómetros de vía a cielo abierto, así como las edificaciones para la instalación del centro de control de operaciones y estaciones de peajes.

“El proyecto que acaba de ser declarado como estratégico por el Conpes, para garantizar los recursos que le corresponden a la Nación para financiar la obra, permitirá la operación y funcionamiento  de las Autopistas al Mar 1 y 2 que, a su vez, hacen parte de las Autopistas para la Prosperidad.

Además conforma parte de un corredor estratégico de comercio exterior que se conecta con la concesión Transversal de las Américas”, precisó el Director del Departamento Nacional de Planeación, Simón Gaviria Muñoz.

Por la magnitud y particularidades geológicas y geotécnicas del proyecto, las obras, incluido el Túnel del Toyo, se ejecutarán en un periodo de nueve años.

“Teniendo en cuenta estas condiciones y los riesgos asociados a la obra, el proyecto es poco atractivo para hacerse a través de APP, razón por la cual se decidió que su ejecución debía hacerse a través de obra pública con el aportes de la Nación y de la región a través del departamento de Antioquia y la Alcaldía de Medellín. Este proyecto además es clave para el desarrollo portuario y logístico de Urabá. Desde DNP le estamos apostando a crear un nuevo polo de desarrollo para lo cual esta obra es un primer paso” explicó Gaviria Muñoz.

Impacto socioeconómico

Además de mejorar la movilidad entre Medellín y el Urabá Antioqueño, conectando el centro occidente del país con el Atlántico, para cerca de 2.000 vehículos que transitan diariamente por el sector, se lograrán una reducción  en tiempos de viaje cercano al  75 por ciento, pasando de dos horas a media hora.

El efecto acumulado de la inversión sobre el crecimiento será de 0,37 por ciento del PIB y durante la construcción de la obra se generarán más de 18.500 nuevos empleos.