Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Junio > Declaración del Presidente Juan Manuel Santos al término del Consejo Superior de Política Fiscal (CONFIS)

 Sistema Informativo de Gobierno

SIG

 

 Declaración del Presidente Juan Manuel Santos al término del Consejo Superior de Política Fiscal (CONFIS)

Sistema Informativo del Gobierno

 Bogotá, 30 jun (SIG).

Hoy estamos dando continuidad al Plan que hemos elaborado desde el 2010 de construir un país con una infraestructura moderna, con una infraestructura que nos ponga a tono con el mundo de hoy y también acceso a vivienda propia para millones de colombianos, sobre todo, los más pobres y de clase media.

En el primer Gobierno construimos más de un millón de viviendas.

Garantizamos el mantenimiento de más de 14 mil kilómetros de vías.

Pavimentamos más de dos mil kilómetros, e intervenimos 33 mil kilómetros de la red terciaria.

En este CONFIS, que presidí por tercera vez –he presidido dos veces anteriores dos CONFIS en donde aprobamos las Autopistas de la Prosperidad en Antioquia y un Plan Financiero en Cartagena en el año antepasado–, pero en este CONFIS aprobamos recursos para vías y vivienda por más de 4,15 billones de pesos.

¿Qué aprobamos en infraestructura?

Aprobamos 2,3 billones en las vías que hemos denominado ‘Vías para la Equidad’.

De estos recursos se van a invertir el 58 por ciento en la red vial nacional y el 42 por ciento en la red secundaria, en las vías secundarias. 

No sólo hay obras nuevas, sino que estamos garantizando los proyectos que habíamos arrancado desde el periodo pasado, uno de los criterios para aprobar estas vías fue precisamente terminarlas.

Muchas vías que llevaban años sin terminar. Lo que se quiso en el Ministerio de Transporte en Invías es terminar las vías, porque no hay nada más costoso que una obra sin terminar.

Eso significa que por obra pública con Invías vamos a construir infraestructura en 885 municipios de 25 departamentos.

El 80 por ciento del territorio nacional va a estar en obra por cuenta también de lo que estamos aprobando hoy.

Todas estas vías se conectan con las autopistas de cuarta generación,  con las concesiones de cuarta generación, estas vías lo que hacen es conectar esas grandes troncales y eso tiene una utilidad económica enorme, también los centros de producción del país y aseguran además la llegada a los puertos.

Esto le va a dar un gran impulso a la economía y va a tener unos inmensos beneficios para todo el mundo.

Los productos, por ejemplo de los agricultores y la industria, van a poder salir más fácilmente a los mercados. Estas vías van a facilitar mucho ese acceso.

Nuestros campesinos podrán ir más rápidamente y con más facilidad a las cabeceras municipales, allá donde también estudian los niños, están los hospitales, están los centros de salud.

Y también va a contribuir mucho a mejorar el turismo: más colombianos y más extranjeros podrán viajar con más facilidad por nuestro territorio.

Son muchas vías, hoy hicimos un inventario, una por una, pero muchas vías por todo el territorio, pero menciono algunas que son emblemáticas:

Por ejemplo, vamos a terminar la calzada entre Loboguerrero y Buenaventura, esa es una vía que hace muchos años estaba esperando el país y el Valle del Cauca.

Acercamos el Pacífico al interior del país con las vías, por ejemplo, Quibdó–La Virginia en Risaralda; o Quibdó–La Mansa en Antioquia. Eso le va a dar acceso al Chocó, al resto del país en una forma muy importante.

Vamos a terminar la circunvalar de San Andrés y de Providencia.

Vamos a terminar la pavimentación de la vía de Villavicencio a San José del Guaviare, otra vía de gran importancia.

La troncal del Eje Cafetero ente el Club Campestre y La Felisa.

En Nariño quedará conectado con la circunvalar del Galeras, para mencionar solamente algunas de estas obras.

En conectividad regional son casi 900 mil millones de pesos, podemos destacar vías:

San Carlos–Granada, en Antioquia, una vía que yo le había prometido al municipio de San Carlos hace mucho tiempo cuando fuimos a visitarlo por ser el primer municipio que recibió a campesinos que habían sido desplazados por la violencia, que retornaron al municipio de San Carlos y también por ser el primer municipio del país libre de minas. Y me pidieron esta obra y aquí les estamos cumpliendo.

La vía Puente de Boyacá–Samacá, en Boyacá, también lo estaban pidiendo hace mucho tiempo.

Bahía Solano - El Valle, en el Chocó.

Una vía aquí en Cundinamarca muy importante: Facatativa – El Rosal.

También en Córdoba una vía que me habían pedido hace también mucho tiempo, San Pedro de Urabá al kilómetro 15.

Una vía que faltaba el Puente Rumichaca, en Nariño, que le va a dar mayor acceso al Puente Rumichaca.

Astilleros–Tibú, en Norte de Santander; Salamina–Fundación, en el Magdalena; y en Santander, el Proyecto Yuma y el tercer carril de Bucaramanga–Floridablanca, donde estuvimos además hace poco inaugurando un viaducto.

Y en vivienda, en vivienda también tomamos decisiones importantes, seguimos avanzando para que Colombia sea un país de propietarios para disminuir el déficit habitacional.

Hoy aprobamos 1,85 billones de pesos para dos programas que están destinados básicamente a la clase media que han tenido además mucho éxito en el pasado.

Primero: fueron 850 mil millones para ampliar el programa de subsidios a la tasa y la cuota inicial  del Programa que hemos denominado ‘Mi Casa Ya’ a 130 mil viviendas.

Esto significa 130 mil subsidios para que las familias que tienen ingresos mensuales entre 1 millón 300 mil pesos y 2 millones 600 mil pesos puedan comprar vivienda nueva, vivienda que costará entre los 45 y los 87 millones de pesos.

El subsidio es de cuatro puntos porcentuales a la tasa de interés, que significa un beneficio entre 7 millones 700 mil pesos y 12 millones 800 mil para la cuota inicial. Es un subsidio muy generoso que va a estimular, sin duda alguna, la compra de vivienda en este sector de la población.

En segunda instancia, se aprobó un billón de pesos para el programa de subsidios a la tasa para compra de vivienda no VIS, es decir, viviendas entre 87 millones y 215 millones.

Esto era lo que se ha denominado el Frech y eso también ha tenido un gran éxito en el pasado y estoy seguro que tendrá un éxito porque hay una gran demanda hacía el futuro.

Y esto representa 50 mil cupos adicionales de subsidio para la compra de este tipo de vivienda, que se suman a los 30 mil que habíamos entregado en el primer Gobierno, que se fueron con mucha rapidez, se nos acabaron los recursos y se suspendió. Ahora estamos reviviendo este programa.

Hablamos en total de 180 mil subsidios –entre vivienda de interés social, la VIS y la no VIS– que van a dinamizar, sin duda, todavía más este sector de la construcción. Que se traduce ¿en qué? También en más empleo.

Cada peso que destinamos –óigase bien–, cada peso que destinamos a estos subsidios representa que se invierten 10 pesos en construcción de vivienda. O sea, multiplicamos el efecto por 10.

Esto significa, en total, una inyección de cerca de 20 billones de pesos para la economía en el sector construcción, incluidos los distintos sectores de la cadena mejorando la industria en la producción de insumos. Es que la construcción jalona 32 industrias.

Con la aprobación de estos recursos les estamos cumpliendo a las familias colombianas: las que se encuentran en condición de vulnerabilidad y necesitan del apoyo del Gobierno y también a las familias de clase media que aún no han podido cumplir su sueño de comprar casa propia.

O sea, que en el CONFIS de hoy, en resumen: con vías y viviendas estamos garantizando más de 4,1 billones de pesos para que nuestra economía siga su curso, siga adelante, siga dinamizada.

Solo con estos programas, con los que hoy aprobamos, se calcula que se crearán unos 180 mil empleos.

180 mil empleos, que aprovecho la oportunidad, porque esta mañana el Dane (Departamento Nacional de Estadística) reveló la cifra de empleo,  seguimos con una tasa de desempleo de un solo dígito, esta vez fue del 8,9 por ciento.

En mayo se crearon 484 mil empleos y desde que se inició el Gobierno, la cifra da 2,9 millones de empleos.

Lo más importante de esta cifra es que nos mantenemos en un dígito y el empleo formal está creciendo, y continúa creciendo, a unas tasas mucho mayores que el empleo informal.

O sea, los empleos que se siguen creando son empleos con todas las prestaciones de ley, empleos formales, empleos de calidad, empleos dignos.

Y están creciendo más del doble de los empleos por cuenta propia, o sea de los empleos informales.

Esto quiere decir que ese objetivo que para nosotros es prioridad de la creación de empleo se sigue cumpliendo, entre otras cosas, porque la tasa de ocupación, lo que mide el número de personas que salen a buscar empleo, sigue creciendo y si uno logra generar empleo con una tasa de ocupación que sigue creciendo, lo que se concluye es que la economía sigue produciendo nuevos empleos.

Muchas gracias.