Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Noticias - Marzo de 2015 > Palabras del Presidente Juan Manuel Santos durante el lanzamiento del Plan de Uso y Apropiación de TIC en Bibliotecas Públicas

 Sistema Informativo del Gobierno

SIG

 

 Palabras del Presidente Juan Manuel Santos durante el lanzamiento del Plan de Uso y Apropiación de TIC en Bibliotecas Públicas

 Bogotá, 16 mar (SIG).

​Todos ustedes saben muy bien quién es Malala Yousafzai. Es la joven paquistaní que, con tan solo 17 años de edad, se propuso luchar por el derecho a la educación de las niñas de su país.

Su lucha, en un comienzo desde la clandestinidad, la convirtió en una amenaza y por eso intentaron apagar su voz hace un par de años.

Pero ese momento difícil solo causó que su lucha cobrara una fuerza jamás pensada por ella, y la hizo merecedora del Premio Nobel de Paz, el año pasado.

En su discurso ante la Asamblea General de la ONU, Malala dijo:

 “Un niño, un profesor, un libro y una pluma pueden cambiar el mundo. La educación es la única solución”.

Nosotros también creemos que la educación es la mejor herramienta para asegurar la transformación de cualquier sociedad.

Y por eso nos trazamos la meta ambiciosa de convertir a Colombia en el país más educado de América Latina en el año 2025.

Se trata de un sueño, de un gran reto, en el que debemos trabajar todos y cada uno de los colombianos, y que nos exige implementar proyectos ambiciosos como el que estamos llevando a cabo con el apoyo de la Fundación Bill & Melinda Gates.

Hace tres años y medio, aquí mismo, anunciamos la alianza que el Ministerio de Cultura había establecido con el programa Global Libraries de la Fundación, para fomentar el uso de nuevas tecnologías en las bibliotecas públicas del país.

La Fundación nos dio su voto de confianza –¡y qué voto de confianza!: una contribución inicial de 3,2 millones de dólares para el proceso de diagnóstico y planeación– y lo hizo porque Colombia contaba con lo necesario para asegurar su implementación exitosa.

Por ejemplo, nuestro país tiene desde el año 2010 una ley de Bibliotecas Públicas, además del Plan Nacional de Lectura y Escritura “Leer es mi cuento”, y una sólida Red Nacional de Bibliotecas Públicas.

Esta Red de Bibliotecas Públicas se ha fortalecido a través de los años gracias al compromiso de la Biblioteca Nacional, del Ministerio de Cultura y de los gobiernos locales.

De los más de 10 millones de libros que se han entregado a través de Leer es mi cuento, casi dos millones han sido para la Red de Bibliotecas Públicas.

Otros libros se entregaron al Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, al programa de viviendas gratuitas del Gobierno, a ferias del libro y a otras iniciativas como ‘Gabolectura’ y ‘Apégate a la lectura’.


Leer nos hace mejores. Leer enriquece el espíritu y alimenta la mente. Leer abre nuevos horizontes y caminos.

A todas las madres les recomiendo hacer lo que mi mamá hacía conmigo: me leía cuentos, cuando yo estaba muy chiquito, allá en la cama, y me dejaba como en la mitad del camino y me decía: ‘¿Quieres saber cómo termina? Léase este cuento’. Así me aficionó a la lectura y yo no tengo con qué agradecerle. El mejor amigo que uno tiene no es el perro. Es un buen libro. De eso tengan la seguridad. 

Por eso me siento orgulloso al poder decir que, desde el año 2010, hemos construido 104 nuevas bibliotecas públicas, 7 casas de la cultura, y dotado 9 espacios culturales, con una inversión superior a los 100 mil millones de pesos.

Y hemos conectado a internet a más de 700 bibliotecas públicas a través del Plan de Conectividad del Ministerio de Cultura y de un convenio con el Ministerio de las TIC.

Hoy en día hay 1.160 bibliotecas conectadas a internet, que son más del 80 por ciento de las que conforman la Red Nacional Bibliotecas. Y no solo eso, sino que han sido dotadas con computadores.

De manera que Colombia está haciendo la tarea y la está haciendo bien, y por eso fuimos seleccionados por la Fundación Bill & Melinda Gates como beneficiarios de su programa para fomentar el uso y la apropiación de nuevas tecnologías en las bibliotecas públicas

En el año 2011 dijimos que primero tendríamos una fase de planeación, que ya se cumplió con todo éxito.

Hoy –cuando ya contamos con un diagnóstico claro sobre las condiciones de infraestructura física y tecnológica de todas las bibliotecas públicas y de las necesidades de sus usuarios– llegó la hora de lanzar la segunda fase del proyecto, es decir, su implementación.

¡AÑOS DE TRABAJO Y PLANIFICACIÓN HOY SON UNA REALIDAD!

Lo que sigue ahora es ponerlo en marcha de aquí al año 2018, y para esto la Fundación aportó 15 millones de dólares y el Ministerio de Cultura el equivalente a otros 21 millones de dólares. 

El propósito de esta iniciativa es dotar a 1.200 bibliotecas públicas para que ofrezcan servicios basados en el uso de la tecnología de forma creativa e innovadora.

Queremos que los usuarios de la Red de Bibliotecas Públicas puedan satisfacer allí sus necesidades de conocimiento, pero como debe ser: ¡aprovechando las tecnologías del siglo XXI!

Queremos poner los beneficios de la modernidad al servicio de todos los colombianos, sin importar en qué lugar del país estén.

Me impresionó mucho, por ejemplo, hace una semana, cuando estuvimos en un municipio del sur del Atlántico, que fue arrasado por la ola invernal hace cuatro años. Allá construimos un colegio nuevo y lo llenamos de computadores. Llegué a un salón de clases, creo que era el curso noveno. Estaban con un  programa de computador donde les estaban enseñando la lectura rápida.

Yo recuerdo cuánto tiempo le invertí a muchos cursos de lectura rápida cuando estaba en la universidad para ver si podía leer más. Y en un minuto en que esa niña me dijo: ‘Así es como nos enseña el computador a leer más rápido’, a mí la verdad se me hacía la boca agua y quería volver otra vez a estudiar para poder aprender a leer más rápido.

Eso, el acceso de estas niñas y estos niños a esta tecnología, eso es lo que llamamos equidad. ¡Eso es construir una Colombia en la que las oportunidades son para todos!

Además de conectar las bibliotecas, se repartirán colecciones regionales digitales y se está trabajando en una Biblioteca Básica de Cultura Colombiana, para que estén en las tabletas que se entregarán a la Red.

Y algo muy importante: se implementará la estrategia “Tutores y Promotores Departamentales”, pues, aparte de los equipos de última tecnología, debemos capacitar al personal bibliotecario.

Gloria Stella es la primera ganadora del Premio Nacional de Bibliotecas Públicas ‘Daniel Samper Ortega’, y sabemos que será una inspiración para el resto de sus colegas en el país…

Porque todos ellos requieren la mejor capacitación precisamente para desarrollar su labor de la mejor manera. … y la tendrán.

De otro lado, el sistema de información “Llave del Saber” permitirá medir el impacto del proyecto en términos de cantidad y los resultados de la alfabetización digital de cada comunidad.

Es un mundo nuevo, alfabetización digital. Muchos decimos: ¿Y eso qué es? ¿Cómo se mide eso? Es esa forma como vamos incorporando esas nuevas tecnologías al saber, al conocimiento.

Como ven, esta ha sido una iniciativa seria y bien pensada. Su planificación se hizo con toda conciencia, precisamente para que hoy podamos implementarla asegurando su éxito.

El programa Global Libraries cumple un propósito que, en el caso nuestro, resulta fundamental, pues nos acerca a esa nueva Colombia que soñamos, basada en los tres pilares que ustedes me han escuchado: una Colombia con más equidad, una Colombia con mejor educación y, por supuesto, una Colombia en paz.

Por eso quiero reiterar mi gratitud hacia la Fundación Bill & Melinda Gates y a Deborah Jacobs, directora de Global Libraries, por creer en Colombia y apoyarnos a materializar este proyecto.

En septiembre de 2010 me reuní con Bill Gates en Nueva York y juntos anunciamos este generoso aporte. Hoy lo vemos florecer en un proyecto concreto que beneficiará a millones de niños, jóvenes y adultos en todo el país.

Y lo que esto significa es una verdadera transformación social.

Porque una persona que lee es una persona que propone en vez de criticar por criticar; es una persona que respeta el pensamiento diferente en vez de tratar de imponerlo…

Estas nuevas tecnologías ayudarán a que desde las bibliotecas públicas se dupliquen los índices de lectura, uno de los principales retos que tenemos para convertirnos en un país mejor educado. Tenemos que leer más si queremos ser mejor educados.

Adicionalmente, el Ministerio de Cultura invertirá cerca de 120 mil millones de pesos para ampliar las colecciones bibliográficas, adecuar y construir nuevas bibliotecas, y promover la lectura.

Hoy tenemos un índice de lectura de 1,9 libros por persona al año, es muy bajito, y nuestra meta –que tenemos que lograr– es llegar a 3,2 en el año 2018.

A mí me acusan de poner unas metas demasiado altas. Nos pusimos metas en número de turistas, que llegaba el país a 4 millones, la sobrepasamos. Nos pusimos la meta de conectar todos los municipios del país con fibra óptica y banda ancha, la cumplimos, nos decían que estábamos locos, que eso era imposible, la cumplimos.

Si uno no se pone metas altas, no las alcanza nunca. Por eso, Ministra, esta meta sé que es alta porque se ha ensayado mucho, pero con estas tecnologías lo vamos a lograr.

En Colombia estamos trabajando para poner fin, de una vez por todas, a uno de esos conflictos armados que hoy ya el mundo lo está reconociendo como el más antiguo del mundo. Ayer salió un artículo en The Guardian, de Londres, diciendo: ‘El posible fin de la guerra más vieja del mundo y el último conflicto armado de todo el Hemisferio Occidental’.

Es lamentable decir que más de cinco generaciones de colombianos tuvieron que crecer sin tener un solo día de vida en paz, con todo el atraso que eso conlleva.

Hoy sentimos que ha llegado el momento de recomenzar, de reconciliarnos y de permitirles a las nuevas generaciones de colombianos vivir en una Colombia mejor, donde la equidad, la paz y la educación sean la prioridad.

La generación de la paz se formará en estas bibliotecas públicas, donde no tendrán armas en sus manos sino libros y tabletas, y eso nos debe llenar de esperanza.

Muchas gracias a la Fundación Bill & Melinda Gates y al programa Global Libraries; a Consuelo Gaitán, directora de la Biblioteca Nacional; a usted, Ministra, y a todo el personal del Ministerio de Cultura, y al Ministerio de las TIC, por esta contribución a un mejor país.

Dicen que quien lee un libro no vuelve a ser el mismo.

Pues bien: con más y mejores bibliotecas, con más libros, con mejor conectividad, con más tabletas y computadores, con más colecciones digitales… Colombia no volverá a ser la misma.

¡Será mejor!... ¡Será más educada y, con toda seguridad, será más feliz! Muchas gracias.