Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Noticias - Marzo de 2015 > ‘Completamos 483 mil víctimas reparadas’: Presidente Santos

 Sistema Informativo de Gobierno

SIG
19/03/2015

 

 ‘Completamos 483 mil víctimas reparadas’: Presidente Santos

​El Centro Regional de Atención a Víctimas de Apartadó, Antioquia, demuestra el compromiso del Gobierno con los que han sufrido la violencia en la región de Urabá, afirmó el Mandatario.

 Apartadó, Antioquia, 19 mar (SIG).

Durante la inauguración este jueves de Centro Regional de Atención a Víctimas en Apartadó, Antioquia, el Presidente Juan Manuel Santos destacó que a la fecha el Gobierno Nacional ha reparado a 482 mil víctimas del conflicto armado.

“Por eso tomamos una decisión muy audaz: comenzar a reparar víctimas aun en medio del conflicto. Yo creo que fue una decisión correcta. Ya llevamos 482 mil víctimas reparadas y nos faltan muchísimas más, pero ya estamos aprendiendo, estamos corrigiendo los errores que hayamos cometido, estamos viendo cómo podemos mejorar cada vez más ese proceso de sanamiento de la sociedad, que es muy importante”, afirmó el Jefe de Estado.

Al indicar que la paz es mucho más que terminar el conflicto armado, el Jefe de Estado sostuvo que el objetivo es que no haya más víctimas en Colombia.

“Este Centro de Atención a las Víctimas es un medio, no es un fin en sí mismo. Ojalá no tuviéramos que tener centro de atención a víctimas, ojala no tuviéramos víctimas, pero tenemos que afrontar esa realidad que hemos sufrido, la guerra de 50 años que todavía no ha terminado”, dijo.

Y agregó: “¿A dónde queremos llegar? A que no tengamos que construir centros de víctimas como el que hoy estamos inaugurando. A eso tenemos que llegar. Y que este Centro de Atención de Víctimas, esta instalación, ojalá más pronto que tarde, se pueda convertir en un centro de atención a los niños de primera infancia, en un colegio o en una instalación para poder seguir progresando en un país normal, un país sin guerra, un país sin violencia”.

Reparar y cerrar la fábrica de víctimas

El Jefe de Estado reiteró que el propósito de su Gobierno, al buscar la terminación del conflicto armado y poner en marcha la política de reparación, es cerrar la fábrica de víctimas y que se empiecen a sanar las heridas que ha dejado la violencia en la sociedad.

“Eso ayuda muchísimo a sanar las heridas, a que como sociedad podamos comenzar a dejar en el pasado tanto odio, tanta sed de venganza, y que más bien podamos encontrar esos objetivos comunes”, dijo.

“Por otro lado –añadió–, estamos cerrando la fábrica de víctimas, que eso es lo que vamos hacer con los acuerdos para ponerle fin al conflicto. La guerra es una fábrica de víctimas. Vamos a cerrar la fábrica de víctimas. Mientras tanto vamos a reparar a las víctimas que existen, que son muchísimas. Y mientras tanto vamos a ir sembrando esa paz, generando empleo, dando mejor educación, brindando el mejor servicio de salud, todo lo que constituye un país con más equidad”.

Urabá, tierra de promisión

El Mandatario consideró que aunque Urabá es una de las regiones del país que más ha padecido la violencia y tiene más víctimas, encarna la posibilidad de un futuro promisorio.

“Urabá es la región del país que más víctimas tiene. ¿Por qué tiene más víctimas? Porque ha sido la región tal vez que más ha sufrido la violencia, ha tenido todos los tipos de ilegalidad y criminalidad, pero al mismo tiempo encarna el futuro maravilloso que puede tener este país. Su gente, sus recursos. Aquí se ha convertido Urabá en una especie de laboratorio para el resto del país, donde tenemos que hacer que las cosas funcionen y funcionen bien, porque eso es lo que nos va a permitir que en el resto del país las cosas también funcionen”, adujo.

De acuerdo con el Mandatario, “Urabá está sufriendo una transformación muy importante en todo el sentido y lo que nos corresponde a nosotros es encauzar esa transformación de la mejor forma posible para que ese futuro que estamos sembrando realmente sea una posibilidad real”.