Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Mayo > Palabras del Presidente Juan Manuel Santos durante el almuerzo ofrecido en su honor por el Presidente de México, Enrique Peña Nieto

 Sistema Informativo del Gobierno

SIG

 

 Palabras del Presidente Juan Manuel Santos durante el almuerzo ofrecido en su honor por el Presidente de México, Enrique Peña Nieto

 Ciudad de México, 8 may (SIG).

Queridos Presidente Peña Nieto y Angélica: ¡Muchas gracias por su muy calorosa bienvenida y por su gran hospitalidad! Para un colombiano venir a México es venir a su propia casa.

En Colombia nos formamos, crecemos, admirando la música, las películas y la cultura mexicana.

Fue en Colombia donde, en el siglo XIX, como usted lo acaba de mencionar, exaltamos al gran Benito Juárez como el “Benemérito de América”.

Y aquí vivieron y murieron nuestros dos más grandes escritores: Gabriel García Márquez y Álvaro Mutis.

Hace precisamente un año, cuando rendimos homenaje a Gabo en el Palacio de Bellas Artes, México y Colombia, me acuerdo muy bien, estuvimos más cerca que nunca. ¡Ambos países, en ese momento, éramos Macondo!

Desde tiempos precolombinos nuestros pueblos eran sabios y llenos de arte, como lo muestran las máscaras Calima de nuestro Museo del Oro, que ahora se exponen en el Museo Nacional de Antropología como antesala de una gran exposición.

También en la Independencia nuestros caminos corrieron paralelos.

Hoy se siguen encontrando y se convierten en cooperación para el desarrollo, por la paz y la seguridad, por una mejor calidad de vida para todos, todos los mexicanos y todos los colombianos, siempre pensando en introducir una mayor equidad.

Creemos, México y Colombia, en la democracia, creemos en el libre comercio, creemos en la importancia de la justicia, creemos que hay que defender a toda costa la libertad y las libertades como premisa fundamental.

Me enorgullece haber negociado a comienzos de los noventa, como usted también lo mencionaba, y como primer Ministro de Comercio Exterior en la historia de mi país, ese Tratado del G-3 que nos vinculó a México, Venezuela y Colombia por más de 10 años, pero que fue la semilla que sembramos y que hoy estamos cosechando.

Hoy tenemos un nuevo tratado, y sobre todo formamos esa gran Alianza, la Alianza del Pacífico, que es una apuesta por el futuro de nuestra gente y de la región. Una alianza que ya tiene nombre mundial. A donde vamos nos preguntan cómo va la Alianza, porque el mundo entero se ha dado cuenta de que es el proceso de integración económica, comercial, más exitoso que jamás haya emprendido cualquier grupo de países de América Latina.

Por si fuera poco, hoy elevamos unas relaciones que, digo con mucho orgullo, están en su mejor momento, y donde tenemos muchas instancias y muchos puentes, pero hoy esas relaciones las elevamos al nivel de Asociación Estratégica.

Gracias, Presidente Peña Nieto, por su permanente respaldo, casi con pasión, porque usted entiende muy bien la importancia de la paz en Colombia.

Usted lo sabe muy bien: la paz de Colombia será la paz, por fin, de todo el continente, incluido por su puesto su gran país México.

De nuestra parte quiero decirles a todos: ¡Cuenten ustedes con Colombia, como nosotros contamos con México!

En nombre de 48 millones de colombianos, levanto mi copa y brindo por México, el país de nuestros afectos y un amigo incondicional.

¡Que viva México! ¡Y que viva Colombia! ¡Muchas gracias!