Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Mayo > Declaración del Presidente Juan Manuel Santos al término de la visita del Primer Ministro de China, Li Keqiang

 Sistema Informativo del Gobierno

SIG

 

 Declaración del Presidente Juan Manuel Santos al término de la visita del Primer Ministro de China, Li Keqiang

 

Bogotá, 21 may (SIG).

Muy buenas noches a todos. Señor Primer Ministro, Li Keqiang, bienvenido a Colombia. A nombre de los 48 millones de colombianos, le queremos agradecer su presencia a usted, a su muy distinguida delegación. Una visita que nos honra, nos enaltece. Agradecerle que en su primera visita a América Latina haya escogido a Colombia como uno de los países donde usted ha querido estar.

Quiero resaltar las buenas relaciones que hemos tenido con la China durante esos últimos 35 años de relaciones diplomáticas. China hoy es considerada un aliado estratégico en materia de cooperación. En los últimos años, desde el año 2010, hemos suscrito muchos convenios de cooperación.

Hoy, como ustedes han visto, hemos suscrito varios memorandos de entendimiento y convenios de cooperación en temas diversos, en temas de infraestructura, en temas de cooperación técnica, en temas de educación, en temas financieros, en temas de cultura, muchos de los frentes donde estamos tratando de mejorar y fortalecer nuestras relaciones.

Quiero, por ejemplo, destacar el tema de la infraestructura. En el tema de la infraestructura China tiene una gran experiencia. Ha construido todo tipo de obras en todas partes del mundo y hemos identificado dos proyectos. Los bancos de desarrollo chino y colombiano y la Financiera de Desarrollo Nacional han identificado dos proyectos que para Colombia tienen una gran importancia estratégica.

Una de esas obras es la obra que nos va a permitir desarrollar la Orinoquia, una cartera que estábamos soñando hace mucho tiempo, que vamos a ver cómo la podemos estructurar. Es la que conecta a Puerto López con Puerto Carreño desde Puerto Arimena. Vamos a estudiar la factibilidad o la posibilidad, esa carretera bordea el río Meta, de hacer también navegable el río Meta, lo cual nos permitiría desarrollar toda esa región en materia agropecuaria.

El otro proyecto que me parece que es digno de destacarse, es el centro logístico y el desarrollo de Buenaventura. Desde hace muchos años, nosotros hemos venido planeando la forma cómo podemos darle a Buenaventura una nueva vida. Y lo que hoy hemos firmado y el interés chino en colaborar en el desarrollo urbanístico, logístico, un parque industrial, para que Buenaventura se convierta en un polo de desarrollo, es algo que tiene una gran importancia para nosotros.

China ha tenido un avance y una actividad muy impresionante en materia de educación. Nosotros hemos puesto la educación como uno de los pilares para nuestro desarrollo. Y los convenios que hemos suscrito serán para nosotros de gran importancia.

China hoy es el país con las mejores calificaciones de sus estudiantes en las Pruebas Pisa. Tenemos mucho que aprender de lo que China ha hecho y por eso apreciamos mucho la colaboración que nos van a dar en ese tema.

El señor Primer Ministro, muy generosamente, nos ha anunciado que de 20 becas que tienen estudiantes colombianos, va a incrementarlas a 200 becas para que estudiantes vayan a estudiar en las universidades chinas.

Nuestro comercio bilateral es hoy 15 veces mayor al que teníamos hace diez años. Alcanzó el año pasado la cifra de 17 mil millones de dólares, pero ahí hay un potencial enorme para incrementar ese comercio en ambas direcciones.

Por eso hemos decidido poner en marcha un estudio de factibilidad para que se pueda evaluar la conveniencia de profundizar más nuestras relaciones comerciales. China ya es hoy nuestro segundo socio comercial en el mundo. El 10 por ciento de nuestras exportaciones van a la China.

Un tema donde hemos encontrado un gran potencial es el tema agropecuario. Colombia tiene un potencial enorme. Tenemos millones de hectáreas por cultivar. China tiene necesidades de alimentos y tiene una gran tecnología en la producción de alimentos. Lo que hoy China produce, lo produce con muchísima eficiencia.

Por eso ahí podemos tener un trabajo conjunto de beneficio mutuo y por eso celebramos los convenios que hoy acabamos de firmar en ese tema.    

También le hemos pedido al señor Primer Ministro y a todos sus ministros que nos ayuden a promover el turismo. China hoy es el país número uno en el mundo en materia de turismo. Más de 100 millones de chinos pasean por el mundo entero. Cuarenta de esos 100 millones vienen a América Latina y solamente 9 mil pasan por Colombia. Ahí hay un potencial enorme. Le he dicho que la belleza de nuestro país no tiene igual en muchas regiones del mundo y que ojalá pudiésemos promover el turismo en ambas vías, pero sobre todo de China hacia Colombia.

Quiero también resaltar el apoyo que el señor Primer Ministro y su Gobierno nos ha dado en el proceso de paz. Es un apoyo que consideramos muy importante. Tiene un gran simbolismo que China esté apoyando el fin del conflicto colombiano, el último conflicto en todo el Hemisferio Occidental. Es el conflicto más viejo, además. Eso, nos ha dicho el Primer Ministro con mucha razón, va a tener una repercusión positiva no solamente en Colombia sino en la región y en el mundo.

Quiero agradecerle la donación que nos está haciendo por ocho millones de dólares para proyectos que tienen que ver con el posconflicto.

También le agradezco mucho, señor Primer Ministro, sus palabras de condolencia y solidaridad con el desastre que hemos tenido en el municipio de Salgar, en el departamento de Antioquia, donde infortunadamente 84 de nuestros compatriotas perecieron, y le agradezco mucho su oferta de ayuda.

Quiero aprovechar también para agradecerle al Santo Padre y a los presidentes y presidentas de la región que han enviado mensajes o me han llamado en estos últimos días.

La Presidenta de Chile, el Presidente de Perú –donde usted va a ir después de Colombia–, el Presidente de México, de Venezuela, de Ecuador. Y a todos los Mandatarios que han enviado mensajes, mi agradecimiento y el agradecimiento de todos los colombianos.

China es hoy país observador en la Alianza del Pacífico. La Alianza del Pacífico fue creada precisamente para mirar hacia la Asia Pacífico y por eso nos interesa, sobremanera, establecer unas relaciones especiales con esa región del mundo. Y por supuesto que por la importancia que tiene China, para nosotros es muy importante poder establecer también unas relaciones especiales entre China y toda la Alianza del Pacífico, donde ya China es país observador. También desde el año pasado estamos haciendo unos programas de cooperación China – Celac.

Quiero, por último, resaltar que en esta muy distinguida delegación que acompaña al señor Primer Ministro –quien es el funcionario chino de más alto nivel que jamás haya visitado nuestro país–, lo acompañan no solamente los miembros de su gabinete sino también un Premio Nobel, Mo Yan. Mañana vamos a tener un encuentro con él y escritores colombianos.

Y un grupo de campeones chinos de ping-pong, que jugarán un torneo en Bogotá contra nuestros mejores jugadores. Les deseo suerte a los colombianos, porque sabemos de las capacidades chinas en ese deporte.

O sea que esta es una visita que, consideramos, va a marcar un hito en las relaciones entre China y Colombia. Como decía al principio, son relaciones que llevábamos 35 años alimentándola. Toda relación es susceptible de mejorarse, pero esta visita suya, señor Primer Ministro, realmente va a marcar una diferencia.

Lo que hemos firmado, lo concreto de lo que hemos conversado en nuestra reunión privada y en nuestra reunión ampliada, le va a dar piso para un futuro muy promisorio en las relaciones con China.

Un país con el que solamente tenemos palabras de gratitud y de admiración y que esperamos poder seguir trabajando juntos en muchos temas a nivel bilateral y a nivel multilateral.

De nuevo, bienvenido, a usted, a su delegación. Aquí los recibimos con los brazos y el corazón abiertos.

(Fin)