Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Noviembre > Palabras del Presidente Juan Manuel Santos en la firma del Contrato APP Autopista al Mar 2

 Sistema Informativo del Gobierno

SIG

 

 Palabras del Presidente Juan Manuel Santos en la firma del Contrato APP Autopista al Mar 2

 Apartadó, Antioquia, 25 nov (SIG).

Hoy como lo dijo el Alcalde, se firma el contrato de una obra que estaba en los sueños de toda Urabá, de toda Antioquia hace mucho tiempo. Inclusive, desde el año 1926, un visionario y hay mucho antioqueño visionario pero este especialmente, don Gonzalo Mejía, soñaba con esa carretera a Urabá, sabía que esta región tenía un futuro impresionante.

Pero cualquier región para poder hacer realidad ese futuro, hacer realidad ese potencial, necesita necesariamente, vías de comunicación.

Y por eso la primera persona que soñó con esta carretera hacía Urabá, conectando al Urabá, no solamente con Medellín sino con el resto del país fue don Gonzalo Mejía, y no solamente soñaba con esa carretera, fue el primero después de Bolívar que decía que el río Magdalena tiene que ser una gran autopista y soñaba con convertir al rio Magdalena en un gran medio de comunicación, una gran autopista para el transporte fluvial de Colombia.

Inclusive fue el primero que trajo el cine a Colombia. Fue de los primeros que se dio cuenta del enorme potencial del cine, y por eso, esta obra que hoy hemos contratado la vamos a bautizar, esta gran autopista que se compone de Mar 1 y Mar 2 más el Túnel del Toyo, que las dos autopistas suman más de 3 billones de pesos que va a reducir de 8 a 4 horas, el tiempo que se toma alguien entre Medellín y Urabá. Esa obra que fue el sueño de los antioqueños durante tanto tiempo y que hoy se está convirtiendo en realidad, la vamos a llamar ‘La gran autopista Gonzalo Mejía’.

María Ema Mejía es su nieta, por eso hoy la invité, confidencialmente estaba en Colombia. Ayer fue a visitarme y le dije: María Ema, venga conmigo a Apartadó e invoquemos la memoria de su abuelo, don Gonzalo Mejía, y la invito a que le pongamos el nombre a esta autopista. María Ema, hoy entonces recordamos a su abuelo con mucho cariño.

Esta es parte de esa gran revolución de la infraestructura que estamos realizando, que iniciamos hace cinco años y como toda buena revolución, hay que planearla bien e iniciamos los primeros pasos creando una institucionalidad, destruyendo, desapareciendo, una entidad que se conocía era por su corrupción, por su ineficiencia, la reemplazamos por una entidad que hoy se conoce por su transparencia, por su eficacia como es la ANI, la Agencia Nacional de Infraestructura, me refiero a la otra que era la antigua INCO.

Esa institucionalidad vino acompañada de un cambio de cultura para que los colombianos y sobre todo los responsables de hacer las grandes obras, se acostumbraban a estructurar, a planear bien, nosotros no teníamos esa cultura de la estructuración.

Una obra que no se planea bien es una obra que termina costando el doble o el triple, y a veces se queda por la mitad. Y no hay obra o más costosa que la que no se termina.

Aquí hay unos constructores muy prestigiosos que saben perfectamente de qué estoy hablando; William Vélez que hoy nos acompaña, sabe perfectamente de lo que estamos hablando.

Y él es testigo, si hay alguien que sea testigo de ese cambio que ha sufrido toda la construcción de este país es don William Vélez, muy ilustre antioqueño, constructor de toda la vida que sabe que lo que planeamos en los primeros años, que los cambios que hicimos es lo que nos permite hoy poder decir que ya con esta obra contratamos todas las obras de la Primera Ola y de la Segunda Ola.

Esta obra es la última de la Segunda Ola, es que la Primera Ola y la Segunda Ola suman cerca de 22 billones de pesos, solamente esas obras, y ya están contratadas.

Y la Primera Ola se va comenzar ya la construcción, van a comenzar a ver los tractores, las volquetas, movimientos de tierra, el cemento, el mes entrante.

Y ustedes van a ver el país entero en construcción durante los próximos 4 y 5 años gracias a esos cambios que hemos hecho y gracias también a la labor de mucha gente.

Aquí tengo que agradecerle no solamente al señor Vicepresidente (Germán Vargas Lleras), a la Ministra (de Transporte, Natalia Abello) a todo el equipo, al doctor Andrade, sino mucha gente que ha venido contribuyendo para que estas obras sean hoy una realidad.

Usted señor Alcalde, ustedes los alcaldes todos, los Gobernadores han sido socios del Gobierno Nacional para ayudar que estas obras se puedan contratar a tiempo,  se puedan diseñan como Dios manda, que las licencias que permiten las construcciones de las obras se den a tiempo, mucha gente ha tenido que moverse y mucha gente ha contribuido a esta gran revolución.

Una revolución que hasta ahora comienza, como les digo, porque la hemos venido planeando, la hemos venido financiando y la hemos venido ejecutando para que como hoy estamos haciendo podamos firmar los contratos.

Me complace mucho que esta obra, la que hoy firmamos, Mar 2, entre Cañas Gordas y Necoclí, tenga por primera vez participación de una empresa china, señores representantes del Gobierno chino, estuve con su Presidente (Xi Jinping) hace una semana, una reunión muy productiva y su Presidente salió de esa reunión a decir: ‘hay que invertir en Colombia’ y que bueno que ustedes digan aquí que en Colombia es un buen país.

Porque esta inversión, estas obras y las demás inversiones ¿en que se traducen? -Y aquí veo muchos aprendices del Sena- en un mejor futuro para ustedes, en un mejor empleo para ustedes.

Estas solas obras van a producir por lo menos 10 mil empleos, 10 mil empleos que se van a producir con estas obras, más todos los empleos que se van a producir porque ya va ser más fácil exportar por el puerto que aquí se va a construir, doctor Jaime Enríquez, usted sabe muy bien que su banano es tan apreciado por el mundo entero, pues va tener mucha más competitividad por estas obras.

Y el empleo en Medellín, y el empleo en el Eje Cafetero, el empleo en Bogotá y el empleo en todas las ciudades y en la región del país se va incrementar porque ya seremos más competitivos podremos exportar con más facilidad gracias a esta gran revolución de la infraestructura.

Querido Acalde, usted mencionaba el centro deportivo Catherine Ibargüen que vamos a colocar la primera piedra y muchas otras obras que hemos hecho aquí en Apartadó, y muchas obras que hemos hecho en todos los municipios de Antioquia, y muchas obras que hemos hecho en todos los municipios del país.

Yo no creo Alcalde que haya un solo colega suyo que pueda decir que durante este Gobierno, que durante estos cuatro años, que estos cuatros años no han sido los mejores cuatro años en materia de inversión en toda la vida de Apartadó.

Pero ha sido una inversión que se ve, por ejemplo aquí en Apartadó aparte de lo que usted ya mencionó, y le agradezco mucho sus generosas palabras, invertimos en 13 estructuras educativas, 13, por un valor de casi 10 mil millones de pesos.

De aquí ya están saliendo, de aquí de Apartadó ya están saliendo los más brillantes, los más talentosos, Apartadó ya tiene 5 estudiantes en el programa ‘Ser Pilo Paga’ es decir que son los mejores de los mejores y que están acudiendo a las mejores universidades.

Aquí hay un gran centro del Sena, esto aprendices que hoy están aquí han pasado más de 30 mil aprendices formados en educación superior, técnica, tecnológica solamente este año.

Y el ministro de las Tic, que es un complemento a esa buena educación, aquí ha construido 9 kioscos digitales aquí y alrededor de Apartadó que ha sido ya entregados, 2 mil computadores, 900 tabletas todo para ir progresando, para ir avanzando hacia ese país en paz, más equitativo y mejor educado que todos queremos.

Y esa paz que ya la tenemos cerca, es la que nos va permitir poder alcanzar nuestro puerto de destino, nuestra nueva Colombia con más facilidad.

Si hay un pueblo, si hay una región que haya sufrido en carne propia los rigores de la guerra es el Urabá. Aquí ha habido guerrilla, paramilitares, bacrim, lo que ustedes quieran.

Por eso esta región, dentro de todo el país, será de las regiones más beneficiadas con la paz.

Por eso desde ya les invito a ustedes a que todos nos unamos no importa el color político, no importa que piense del gobierno, que piensen del Presidente, pero la paz debe unirnos a todos los colombianos, porque esa paz es la que nos va abrir unas oportunidades como jamás hayamos visto nosotros los colombianos.

Y por eso con eso termino. Así como estamos construyendo la gran revolución de la infraestructura, con la paz iniciaremos otras revoluciones porque a Colombia no la detiene nadie.

Muchas gracias a todos ustedes por su presencia aquí.