Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Septiembre > Declaración del Presidente Juan Manuel Santos al término de su visita a la frontera con Venezuela en el departamento de La Guajira

 Sistema Informativo del Gobierno

SIG

 

 Declaración del Presidente Juan Manuel Santos al término de su visita a la frontera con Venezuela en el departamento de La Guajira

 Paraguachón, Guajira, 15 sep (SIG).

Muy buenas tardes.

Qué honor, además qué alegría ser el primer presidente en la historia de Colombia que viene –según me dicen– a Paraguachon.

Quiero agradecerles. Me da pena venir en las circunstancias actuales, pero aquí vinimos fue para ayudarlos, para mostrarles nuestra solidaridad, para decirles aquí estamos, aquí estamos presentes con ustedes.

Vine acompañado del señor Presidente de la Cámara de Representantes (Alfredo l Deluque) un ilustre guajiro que está haciendo una gran representación de este departamento a nivel nacional.

Vine acompañado del señor Defensor del Pueblo (Jorge Armando Otálora), a quien quiero agradecerle a nombre de todos los colombianos, pero sobre todo de todos los colombianos que viven en la frontera, porque desde el primer día, la Defensoría del Pueblo ha estado presente, ayudando, pendiente del bienestar, de la prosperidad, del cuidado de nuestros compatriotas.

Vine también acompañado de la señora Canciller (María Ángela Holguín), que aquí ha estado en Paraguachón en varias oportunidades; de la señora Ministra de Transporte (Natalia Abello), del señor Ministro de Vivienda (Luis Felipe Henao), de la señora directora de la Dirección de Prosperidad Social (DPS, Tatyana Orozco), el señor Director de la Unidad de Gestión de Riesgos (Carlos Iván Márquez), a quien también le agradezco muchísimo; los señores generales de nuestras Fuerzas Militares, de nuestra Policía, a todos. El Ministro de Defensa (Luis Carlos Villegas), que está aquí también con nosotros, que está allá escondido.

El Gobierno, el Gobierno presente con funcionarios de diferentes entidades.

Y vinimos en primera instancia por lo que ha sido la prioridad para nosotros desde el primer día del cierre de la frontera, el bienestar de nuestros compatriotas, la parte humanitaria.

Y acabo de recibir un informe, el doctor Carlos Iván Márquez y los demás funcionarios me hicieron un informe pormenorizado de cómo ha venido funcionando el sistema, cuánta gente ha sido deportada, cuánta gente ha sido registrada –que se ha venido voluntariamente por miedo, por alguna razón–, cómo han sido atendidos, qué tipo de procedimientos se han establecido.

Y el balance hasta este momento es muy satisfactorio, porque la mayoría de la gente que ha llegado se le ha atendido y ha continuado a sus lugares de origen, se les ha ayudado para que lleguen con sus familias a sus lugares de origen, a donde quieran desplazarse.

Allá en esos lugares de origen se está también atendiendo. El DPS está pendiente de irlos registrando en todos los sistemas de protección social que tenemos.

O sea que desde el punto de vista humanitario podemos decir que el sistema ha funcionado bien, que nadie se ha quedado con hambre, que nadie se ha quedado desatendido y que, en términos generales, el sistema ha venido funcionando.

Un segundo capítulo que estamos también afrontando y solucionando es el tema de las comunidades que viven de la frontera, que viven del comercio de la frontera. Cómo le podemos ayudar a Paraguachón.

Y en ese orden de ideas escuché a varios voceros, líderes de las comunidades, las peticiones que nos han venido formulando y sobre eso yo quisiera anunciar lo siguiente.

La petición número uno, aquí y en toda la Guajira, pero aquí en Paraguachón, es el agua.

Y quiero anunciarles que este próximo jueves, o sea pasado mañana, se va a radicar un proyecto, que ya me mostraron, que va a permitir que Paraguachón y varias comunidades, 17 comunidades indígenas alrededor, puedan gozar del agua potable.

De manera que esa es una solución que les vamos a dar.

Me dijeron que el colegio solamente tenía primeria y necesitaban un colegio para que pudiera atender a todos los niños en secundaria.

Hablé ya con la Ministra y ese colegio también lo vamos a construir. Es decir, va a haber colegio para primaria y secundaria.

Me dijeron que había un problema grave con el transporte de los niños al colegio en Maicao, que en este momento los están transportando unidades del Ejército. Le agradecemos mucho al Ejército pero esa no es su función.

Por eso les vamos a donar un bus escolar para que puedan trasladarse.  Y ese bus escolar no va a tener que pagar peaje. Como no van a tener que pagar peaje muchos de los usuarios que en este momento se están transportando de Paraguachón a Maicao, porque la señora Ministra de Transporte acaba de firmar una resolución donde hace una serie de exenciones en materia de peajes, para que se pueda facilitar la movilidad.

En vivienda. La señora Canciller, con el Fondo de Adaptación, construyó –y ustedes lo han visto– 94 viviendas que tienen además sus instalaciones para el agua. Parte de esas instalaciones no han funcionado por problemas que tienen con energía pero se están solucionando.

Pero lo importante es que tienen ya las instalaciones básicas de saneamiento y de agua para que puedan vivir dignamente.

Vamos a construir otras 50, decía la Ministra, y el Ministro de Vivienda dice: yo pongo otras 50. 100 viviendas adicionales.

También, al lado de esas viviendas, la Canciller va a construir, ha construido –y me consta, porque las he visto con mis propios ojos, que son muy lindas–, una casa lúdica y también un complejo deportivo. O sea que ahí va a ir acompañado de complejo deportivo, casa lúdica, 100 viviendas más.

Me han pedido un puesto de salud. Aquí en Paraguachón tiene que irse hasta Maicao cualquier persona que tenga un accidente y se demora muchísimo. Inclusive mucha gente se muere, porque no llegan.

Entonces, doctor Carlos Iván Márquez, usted tiene la instrucción, vamos a construir aquí un puesto de salud.

En la parte social, la parte de ingresos, hemos declarado la emergencia económica para los municipios fronterizos. Aquí dentro de esa emergencia económica, más otras medidas, otras políticas que estamos adelantando, puedo anunciarles lo siguiente:

No va a faltar –y tengan la seguridad– comida. Va a haber abastecimiento de comida. El Ejército, la Policía, la Armada, la Fuerza Aérea, van a estar pendientes  para que no vaya a haber desabastecimiento en materia de comida.

Se va a aumentar en este momento el reparto de agua aquí en Paraguachón de 30 mil a 140 mil litros de agua.

Se está garantizando –la Ministra de Educación en eso con el Gobierno Nacional, con el Presidente, hemos sido muy cuidadosos– que ningún niño se vaya a quedar sin colegio.

El Bienestar Familiar está haciendo una labor focalizada. Inclusive, 240 niños afectados y las mujeres gestantes y las mujeres lactantes tendrán y están teniendo un tratamiento y un acompañamiento especial.

Vamos a hacer algo muy importante. En Puerto Estrella vamos a construir un centro de acopio que va a ser alimentado permanentemente por unidades de nuestra Armada Nacional. O sea, va a ir trayendo todo lo que se requiera en materia de alimentos.

Y ese centro de acopio se va a convertir en el centro también de distribución para todas las comunidades a partir de ese lugar de Puerto Estrella, para que la comunidad wayúu tenga además un negocio.

Queremos entregarle este negocio. Nosotros traemos el material, la Armada suministra y de ahí se distribuye, para no estar dependiendo del otro lado de la frontera. Esto es una solución de largo plazo y eso ya lo estamos diseñando y poniendo en marcha.

Sabemos que mucha gente quiere empleo. Doctora Tatyana (Orozco), el DPS tiene unos programas de empleo inmediato. Vamos a generar mil empleos inmediatos a través de los programas del DPS. 600 en Maicao, 400 en Uribia.

300 de los 600 en Maicao van a ser aquí en Paraguachón.

También se van a acelerar una serie de obras que el DPS está haciendo, sobre todo vías y pozos. Obras de infraestructura por más de 20 mil millones de pesos. Y la gente que va a ser contratada para esas obras será aquí en Paraguachón y en todos los municipios aledaños.

Se van a mejorar también, aparte de las viviendas que vamos a construir, también vamos a hacer un programa de mejoramiento de viviendas. En Maicao, en Manaure, en Uribia, aquí también en Paraguachón, 150 viviendas.

Vamos a ampliar los cupos de gasolina con un precio más bajo. Esa es una solicitud que el señor Gobernador (José Maria Ballesteros) me ha venido haciendo.

E- eso ya vamos a hablar con el Ministro de Minas (y Energía, Tomás González) para que se materialice lo más pronto posible y sobre todo evitar el desabastecimiento del combustible.

Ya hablé sobre eximir el pago de peaje entre Paraguachón y Maicao a ciertos vehículos y dar un trato diferencial a otros.

Vamos a eliminar el IVA a muchos productos que están cobijados por la emergencia: calzado, ropa, materiales de construcción, electrodomésticos y alimentos.

También en materia de vivienda vamos a flexibilizar el uso de los recursos a través de las cajas de compensación familiar, para que personas que no estén afiliadas a las cajas, puedan ser beneficiarias de esos recursos para arriendo y/o para compra de vivienda.

Vamos también a usar la emergencia económica para proveer recursos para la generación de empleo a través del Fondo de Solidaridad de Fomento al Empleo y Protección al Cesante, que llaman el Fonsec, para el pago de salud y pensión. Y también se van a dedicar recursos nuevos para empleo y mejora de condiciones de vida a través del impuesto que está consignado en el CREE.

En materia de comercio, no tendrán que pagar matricula mercantil hasta el 31 de diciembre del año próximo –o sea 2016– para poder atraer inversión, puestos de trabajo.

La contribución a la promoción de turismo en toda la Guajira. No tendrá que pagar esa contribución. Lo hace el Ministerio de Industria y Comercio para hoteles, agencias, restaurantes, bares, empresas de transporte. Y no será cobrada en estos municipios el próximo año.

Vamos a refinanciar las deudas por concepto de arrendamiento que tienen algunas personas, los usuarios en la zona franca de Cúcuta. Eso es parte de la emergencia.

Y vamos también a seguir con las obras de infraestructura que estamos adelantando en materia de vías, de agua, de saneamiento básico, que hemos hecho aquí en la Guajira.

Por otro lado, estamos trabajando con las comunidades wayúu, la Alianza por el Agua y la Vida en la Guajira. Vamos a continuar con más dedicación y más recursos en esa alianza.

Se ha aumentado el suministro de ciertos materiales, de carrotanques en un 40 por ciento, pero sabemos que las necesidades en estos momentos son enormes.

Queremos duplicar la cobertura de agua en el área rural del departamento. Queremos incrementar en un 50 por ciento la cobertura de programas de seguridad alimentaria y queremos atender el 100 por ciento –y yo le he dado instrucciones muy precisas al Ministro de Agricultura y a los funcionarios del Gobierno–, atender el 100 por ciento de los casos de desnutrición aguda que sé que se ha presentado aquí en la Guajira.

De esta alianza, hay una entrega programada de 200 tanques, capacidad de 372 mil litros de agua, 30 comunidades beneficiadas. Y pasamos de repartir 7 a 9 millones de litros de agua semanalmente entre las comunidades de alta y media Guajira.

Hay 203 proyecciones de soluciones de agua entre arreglo de pozos que vamos a continuar, plantas para desalinizar y arreglo de los jagüeyes, entre otros, que van también esos arreglos en un 82 por ciento en ejecución.

En materia de seguridad ya hay unos resultados muy contundentes en la acción de nuestras Fuerzas Militares, de nuestra Policía. Eso lo vamos a continuar. El propósito de combatir la delincuencia, el crimen organizado aquí en la frontera, ha sido, es y seguirá siendo una prioridad para el Gobierno Nacional.

Nosotros estamos muy interesados en combatir toda la delincuencia y todo el crimen que se aprovecha de la frontera. Y por eso, en eso no solamente vamos a continuar, sino vamos a reforzar, y ya les he dado instrucciones a los señores generales, al señor Ministro de Defensa, de actuar en esa dirección.

Por último, quiero decirles que me han venido reportando que el corredor humanitario para efectos de no dejar a ningún niño sin colegio, ya es una realidad. Los hijos que estaban del otro lado de la frontera están asistiendo al colegio en territorio colombiano.

Me han dicho también que ya se comenzó a hacer la unificación de las familias que habían sido separadas. Que ya llevan –me dijeron esta mañana– 11 familias y que hay una reunión para hacer un inventario y que ninguna madre, ningún padre,  pueda decir el día de mañana que su hijo está en un lado y ellos en otro, por cuenta de esta situación.

También me han reportado que no se ha vuelto a maltratar a nuestros compatriotas en estos últimos días en materia de deportaciones y de acciones en contra de los colombianos. Eso para mí es también prioridad.

Yo he dicho en todas las formas posibles que cualquier país tiene derecho a deportar a un ciudadano de otro país si ese ciudadano está en forma en su territorio. Y cualquier país tiene inclusive derecho a cerrar su frontera.

Pero ningún país tiene derecho a maltratar al ciudadano o a los ciudadanos de cualquier otro país, a violarles sus derechos, a violarles su dignidad. Y por eso es que hemos respondido con total firmeza, rechazando la forma como nuestros compatriotas han sido tratados.

La señora Canciller  estuvo en la oficina, en la ONU en Ginebra, en la Comisión de Derechos Humanos y el presidente de esa Comisión ayer se pronunció oficialmente en la inauguración de sus sesiones, haciendo un llamado por el respeto a los Derechos Humanos de los colombianos en esta situación.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos, con sede en Washington estuvo también aquí, constatando la situación y se ha manifestado, no en una sino en varias oportunidades, sobre la necesidad de respetar los Derechos Humanos, el debido proceso, de cualquier ciudadano, así esté en forma ilegal en un territorio del cualquier país.

Y eso es lo que hemos venido exigiendo.

Si ya se ha venido avanzando en el corredor humanitario para que los niños no se queden sin colegio, si ya se ha venido avanzando en la unificación de las familias y se ha parado el maltrato, hemos dado un paso importante para poder lograr esa reunión entre el Presidente (de Venezuela, Nicolás) Maduro y este servidor.

Yo estaré atento a las gestiones del Canciller del Ecuador (Ricardo Patiño), del señor Canciller del Uruguay (Rodolfo Nin Novoa), para ir preparando la posibilidad de esa reunión.

Y quiero agradecerles además a esos países, al Ecuador y al Uruguay su gestión, su facilitación.

Anoche con la Canciller nos reunimos hasta altas horas de la noche en mi casa privada con el Canciller ecuatoriano y con el Embajador uruguayo, pero al Canciller uruguayo le tocó viajar a Montevideo, pero dijo que en cualquier momento estaría listo a volverse a reunir.

Ellos están haciendo lo necesario para que podamos preparar esa reunión con el Presidente de Venezuela.

La reunión tiene que ser una reunión para tomar decisiones y encontrar soluciones.

Yo lo he dicho. Yo no quiero reunirme por la foto; yo quiero reunirme para encontrar soluciones de forma civilizada, respetuosa.

Y por eso reitero, en el radar nuestro de este Gobierno hay coordenadas: firmeza, prudencia, diplomacia y diálogo.

Si dentro de esas coordenadas podemos encontrar las soluciones, bienvenidas sean. Porque eso es lo que necesitan los pueblos de Venezuela y los pueblos de Colombia.

Porque cuando dos mandatarios pelean, son los pueblos los que sufren.

Y en ese orden de ideas, si hay esa voluntad de solucionar los problemas, solucionarlos. De trabajar mancomunadamente por los intereses comunes, podremos entonces pensar en la reunión entre los dos presidentes.

Muchas gracias.