Este es el sitio de la Presidencia Agosto 2014 - Diciembre 2015 - última actualización 10 de diciembre de 2015
Skip Navigation LinksPresidencia > Noticias > 2015 > Septiembre > Declaración del Presidente Juan Manuel Santos sobre presentación del Acto Legislativo Especial para la Paz

 Sistema Informativo del Gobierno

SIG

 

 Declaración del Presidente Juan Manuel Santos sobre presentación del Acto Legislativo Especial para la Paz

 Bogotá, 16 sep (SIG).

Muy buenos días.

Está demostrado por experiencias internacionales que hemos estudiado, que el primer año después de la firma de un acuerdo de paz es fundamental, fundamental para garantizar su cumplimiento por parte del Estado y por el éxito mismo del proceso.

Por eso decidimos, con el apoyo de la gran mayoría de los partidos representados en el Congreso, presentar un proyecto de Acto Legislativo Especial que se aplicará solo por esta ocasión para garantizar los mecanismos idóneos que permitan el cumplimiento más rápido, más ágil de los acuerdos.

No podemos simplemente esperar a que se firme el acuerdo final para comenzar a pensar en las medidas que se deben adoptar.

No podemos improvisar en el camino de la paz.

Lo responsable ahora es crear los instrumentos jurídicos, los mecanismos, los procedimientos para impulsar las medidas requeridas en forma ágil, una vez se firme y sea refrendado el acuerdo final de paz.

Porque quiero ser claro, lo he dicho desde el comienzo, que la última palabra la tendrán los colombianos, ustedes los colombianos. Y voy a cumplir esa promesa. En ningún momento me he bajado de ese compromiso.

Así que este procedimiento que estamos proponiendo para implementar los acuerdos solo tendrá lugar si, y solo si, los colombianos han refrendado el acuerdo final. Es decir, si se han manifestado a favor, si lo han aprobado en un sistema de refrendación.

Aun no se ha definido cuál será ese mecanismo para esta refrendación. Eso hace parte precisamente de lo que discutimos en la mesa de negociaciones, así lo acordamos.

Lo que sí puedo asegurarles es que va a haber refrendación. Y que los colombianos podrán pronunciase a favor o en contra del acuerdo.

Y una vez refrendado debemos ser capaces como Estado, como sociedad, como Gobierno, como país de honrar nuestra palabra. Y por eso tenemos que tener listos los instrumentos jurídicos apropiados para implementar lo que se acuerde.

Ese es el propósito esencial del proyecto que ayer radicamos a través del señor Ministro del Interior. Fue firmado además por todos los partidos, los partidos que están apoyando, que repito, son la inmensa mayoría, creo que con dos excepciones.

Las herramientas que contempla este Acto Legislativo para agilizar la implementación son la creación de un procedimiento legislativo especial para la paz y el otorgamiento de unas facultades muy precisas y por un tiempo definido al Presidente de la República.

La idea básica es crear una comisión legislativa integrada únicamente por congresistas, que funcionaria al interior de esta corporación para que desarrolle de manera democrática pero más ágil, con términos más cortos y en menos número de debates las normas legales que se requieran para la implementación de los acuerdos.

En cuanto a las facultades, el Presidente las tendrá por 90 días, después, repito de la refrendación del acuerdo y será una facultad para expedir decretos con fuerza de ley, decretos necesarios para la implementación inmediata de algunos acuerdos para la estabilización de los territorios y la creación con el marco normativo mínimo para la aplicación de este acuerdo.

En ningún caso –que esto quede también muy claro–, en ningún caso estas facultades serán utilizadas para expedir normas constitucionales o leyes estatutarias o leyes orgánicas.

Esto no es un cheque en blanco ni mucho menos.

Por un lado como ya lo dije, nada de esto comienza a operar si antes los colombianos no han refrendado el acuerdo final. Además, se prevé en este Acto Legislativo, que todas las normas que se expidan mediante este procedimiento o por parte del Presidente, serán objeto de una revisión automática de la Corte Constitucional.

Lo que estamos haciendo es tomar las decisiones necesarias para allanar el camino que nos conduzca a la paz en Colombia, a la paz en nuestro país.

Con paso firme y prudente, y respetando siempre, siempre, las leyes y respetando siempre nuestra Constitución, podremos alcanzar ese sueño, ese anhelo de todos los colombianos de dejar atrás la guerra y construir un nuevo país. Un país en paz, un país más equitativo y un país mejor educado.

Situación fronteriza con Venezuela

Para finalizar, quiero referirme a la reciente decisión –anoche– del Presidente Maduro de declarar el cierre de la frontera de Venezuela con nuestro país en un nuevo frente.

Quiero repetir una vez más: no es ampliando los cierres como se acerca la posibilidad de una solución a los temas que aquejan a nuestra frontera. Se requiere un diálogo respetuoso, franco y sincero, basado en hechos y en realidades.

Reitero también que solo poniendo a trabajar en forma coordinada a nuestras autoridades, vamos a poder combatir con éxito, con eficacia, el contrabando y las bandas criminales, pues la responsabilidad de este flagelo es de los dos países.

Una reunión presidencial entre dos jefes de Estado o cualquier cumbre, requiere un mínimo de preparación para ser exitosa.

Reitero que estoy dispuesto a reunirme con el Presidente Maduro para que tomemos decisiones y encontremos soluciones concretas que permitan tener una frontera sana y abierta. No solamente vamos a reunirnos para tomarnos una foto, darnos la mano y que todo siga igual. 

Las condiciones mínimas humanitarias se han venido cumpliendo y reitero mis agradecimientos a Ecuador, a Uruguay, por sus buenos oficios.

Esta misma mañana hablé con el Presidente Correa y le pedí que continuara sus esfuerzos, porque todos queremos pasar pronto esta página.

De mi parte seguiré manejando este asunto dentro de este radar que hemos definido y en el que he ubicado cuatro coordenadas en nuestras actuaciones de nuestra política exterior.

Las coordenadas son firmeza, prudencia, diplomacia y diálogo. Y sin caer en provocaciones.

Y a quienes habitan en la frontera, como se lo dije ayer en Paraguachón, pueden estar seguros de que seguiremos trabajando con todo el equipo de gobierno, con todos los ministros y funcionarios, para garantizar sus derechos y para trabajar por su bienestar.

Muchas gracias.